Tras cinco años de espera, Sony ha hecho oficial el anuncio de la nueva cámara sin espejo Sony A7SIII, su versión de cámara híbrida orientada para usuarios de vídeo. La versión II de la Sony A7S sorprendió desde el principio por sus capacidades con poca luz, por ello, rápido se convirtió en un referente dentro del mundo de la producción audiovisual. Su capacidad de alto rendimiento en duras condiciones de luz viene dada por su sensor, un sensor de 12 megapixeles y tamaño de pixel grande, algo que se mantiene en esta nueva Sony A7SIII, aunque ha sido totalmente rediseñado.

Este nuevo sensor de 12,1mp con tecnología BSI, obtiene por fin los tan deseados puntos de detección de fase para en enfoque automático, algo que todos los usuarios de Sony A7S esperaban. Hasta ahora el sistema de enfoque de sus predecesoras en la serie S tenían su AF basado en enfoque por contraste, lo cual ofrecía unos pobres resultado en seguimiento y condiciones de poca luz. Esto es gracias a los 729 puntos de detección de fase que incorpora la Sony A7SIII, esto también le permite ofrecer Real Time Eye AF y Real Time Tracking un 30% más rápido.

Sony A7SIII
Sony A7SIII con la pantalla abatida.

Otras ventajas de este nuevo sensor son su capacidad en rango dinámico, rápida lectura de lineas y sensibilidad que llega hasta los 409600 ISO (ISO mínimo expandido 40). El rango dinámico en perfiles como el S-Log3 llega a los 15 pasos, mientras que la mejora en la lectura de lineas ha reducido el efecto rolling shutter al grabar 4K, una mejora que Sony estima en 3 veces menos de rolling shutter.

En cuanto a las prestaciones de grabación de vídeo, la nueva Sony A7SIII ofrece grabación 4K de hasta 120 fps y 1080p hasta 240fps. En todos los modos de vídeo la cámara ofrece una grabación de 10bits 4:2:2 All-i, esto genera un peso de archivos y tráfico muy altos, los cuales la cámara puede gestionar gracias a la doble ranura dual SDXC/CFexpress, la cual permite transferencias de hasta 700mbs de escritura. Pero si lo que deseamos es usar una grabadora externa, la Sony A7SIII ofrece una salida 4K RAW de 16 bits.

Sony A7SIII pantalla
Parte trasera de cámara Sony A7SIII.

Otra de las mejoras más llamativas son el cuerpo de la cámara, el cual se asemeja ahora a las nuevas Sony A9 II y Sony A7RIV, siendo más ergonómica y ofreciendo, una pantalla articulada similar a la que monta la ZV1 en cuanto a ángulo de giro. El menú de la cámara también ha sido rediseñado, permitiendo ahora manejarlo a través de la pantalla táctil, para esto Sony ha creado un nuevo diseño vertical en lugar del clásico horizontal de la marca.

En definitiva, Sony ha dado a los usuarios lo que la gran mayoría pedía en esta nueva Sony A7SIII. Olvidarse del 8K para ofrecer una cámara estable en 4K, con capacidades para disparar en altas velocidades de «frame rate», un rango dinámico muy alto y un AF mejorado a través de los puntos de detección de fase, los cuales cubren un 92% de la escena. La pantalla articulada era otra demanda importante de los usuarios, así como ampliar el bitrate del vídeo, el cual llega ahora hasta los 1200mbs en grabación 120 all-i, todo esto es capaz de gestionarlo gracias al nuevo procesador Bionz X.

Doble ranura de tarjetas Sony A7SIII
Ranura doble de tarjetas dual de la cámara Sony A7SIII.

En las próximas semanas iremos conociendo algunos detalles más sobre esta nueva Sony A7SIII, lo que ya sabemos es el precio que se sitúa en los 4200€ solo el cuerpo de la cámara, y estará disponible en tiendas durante el mes de Septiembre de 2020.

Vídeo presentación de la cámara Sony A7SIII.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.